CIUDAD DE MÉXICO, 28 de julio de 2019.- Tras el anuncio del presidente Andrés Manuel López Obrador de la venta de la casa que perteneció al empresario chino-mexicano  Zhenli Ye Gon, este martes fueron abiertas las puertas a la prensa por parte del Servicio de Administración y Enajenación de bienes (SAE), en un recorrido por toda la propiedad.

En  julio de 2007, agentes de la extinta Agencia Federal de Investigación  (AFI) incautaron dentro de la propiedad 206 millones de dólares, 17 millones de pesos  y 201 mil euros, en uno de los decomisos de efectivo más grandes en la historia del país.

Este martes, a doce años de este suceso, la propiedad se encuentra ciertamente deteriorada, en espera  de un futuro comprador.

La propiedad valuada en 95 millones de pesos, precio de arranque, será subastada este 11 de agosto en una subasta a martillo, es decir, a quién ofrezca la mayor cantidad por sobre el precio de salida del inmueble.

Información de Quadratín CDMX