COZUMEL, QRoo, 9 de abril 2019.- Los cielos, los ciclones y la adrenalina son su motor, ella es simplemente piloto de Cazahuracanes de la Fuerza Aérea de Estados Unidos.
Su nombre es Dena Willims y desde los 3 años supo que quería dirigir aviones, siguiendo el ejemplo de su padre. 
Con una amplia sonrisa, como si acabará de bajarse de una bicicleta, enfundada en su uniforme verde militar, se mezcla entre los invitados y los niños que esperan subir al avión.
Pocos saben quién es ella y que desde hace 17 años se la pasa en las nubes porque es piloto del Cazahuracanes con el grado de teniente coronel y en su tiempo libre,cuando no está en misión,es piloto de la aerolínea Delta Airlines.
La guapa mujer ha penetrado más de 140  huracanes de diversas categorías, algunos hasta en 4 y 5 ocasiones diferentes, en algún momento ha tenido miedo, pero afirma que estando ahí se siente como un “car wash”, con algunos topes.
Ha volado por año unas 200 horas en el cazahuracanes y al tener dos trabajos y estar siempre volando, sigue soltera. 
Con el apoyo de Fidel Ladrón de Guevara, que  traduce la entrevista, es descubierta  por las pequeñas de la escuela primaria Andrés Quintana Roo, turno vespertino, quienes emocionadas afirman querer ser como ella: “es una persona increíble porque mucha gente piensa que por ser mujer no puede hacer lo que ella hace y lo está demostrando, por eso quiero ser como ella”,comentó una de las niñas y cuatro más dijeron “yo también”, para luego tomarse la foto con ella y con parte de la tripulación del Cazahuracanes.