CANCÚN, QRoo, 17 de enero de 2019.- Luego de que el Gobierno Federal aplicó estrategias para terminar con el huachicoleo, ahora la Comisión Federal de Electricidad seguirá con los grandes empresarios y consorcios que estén de alguna forma robando o no pagan realmente su consumo de energía eléctrica. El director de comunicación corporativa de la Comisión Federal de Electricidad, Luis Bravo, informó que se trabaja en un  diagnóstico para detectar el robo de energía eléctrica para aplicar las medidas conducentes.Confirmó en una reunión con medios de comunicación en Ciudad de México, que las pérdidas de enero a junio de 2018 en este sector ascienden a 11.6 por ciento de la energía recibida, es decir, alrededor 60 mil millones de pesos.Dijo que la CFE sufre dos clases de robos: el técnico, que se pierde en la transmisión y distribución, y el no técnico, que es el robo descarado y es de 5.71 por ciento, equivalente a 25 mil 700 millones de pesos en ese mismo periodo.“Los diablitos son lo de menos. Los corporativos también pueden tener  diablotes“, precisó el funcionario.