CANCÚN, QRoo, 30 de marzo de 2021.- En pleno, los organismos dependientes de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para la defensa de los derechos humanos de inmigrantes y de las mujeres, manifestaron su condena por el feminicidio de la inmigrante salvadoreña Victoria Salazar, ocurrido en Tulum, a manos de la policía.

La Agencia de las Naciones Unidades para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres en México (ONU Mujeres), la Organización Internacional para las Migraciones en México (OIM), la Oficina en México de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) y la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH) hicieron un llamado a las autoridades para que la investigación sobre el feminicidio sea pronta e imparcial, y “en línea con los estándares de derechos humanos en la materia”.

En una comunicación conjunta, los organismos emanados de la ONU le recordaron a las autoridades que “el Estado mexicano ha asumido importantes obligaciones y compromisos en materia de defensa y protección de los derechos humanos, y que cuenta con un marco normativo nacional que explícitamente establece que las instituciones de seguridad deberán contar con protocolos y procedimientos de actuación, incluido el uso de la fuerza, que tenga perspectiva de género y protejan los derechos humanos, y que sus elementos deberán estar adecuadamente capacitados para su implementación”.

Guillermo Fernández-Maldonado, representante de la ONU-DH en México, afirmó que “la trágica y prevenible muerte de la señora Salazar a manos de las fuerzas del orden, es una muestra de la urgencia de implementar plenamente protocolos de actuación alineados con los estándares internacionales en la materia, con una perspectiva de género, y debe implicar un cambio profundo y estructural en la interacción de la policía con la población”.

Dana Graber, representante de OIM en México, añadió que “la muerte de Victoria es lamentable y evidencia las carencias que existen para proteger la vida y la seguridad de las personas migrantes en México. Estamos ante un caso de doble discriminación de la víctima, por el hecho de ser mujer y por su condición de persona migrante.”

Giovanni Lepri, representante Adjunto de ACNUR en México, subrayó la gravedad del caso, en función de la condición de refugiada de Victoria Salazar: “ante los riesgos en su país de origen, había sido reconocida como refugiada en México. Su muerte es más grave aún al haber sido cometida por elementos de la policía local.

Abre este enlace para unirte a mi grupo de WhatsApp: https://chat.whatsapp.com/CryOAj9XFjy7n971GPRBNk