CANCÚN, QRoo, 11 de julio de 2019.- La Fiscalía General de Quintana Roo informó que tras una denuncia ciudadana, policías ministeriales y fiscales del Ministerio Público implementaron un operativo en el motel ubicado en la Región 239 de Cancún y se logró rescatar a dos víctimas del delito de trata de personas, una de ellas de 14 años de edad.

La Fiscalía detuvo a tres personas dos hombres y una mujer identificados como Luis, Pedro y Claudia.

Durante las primeras investigaciones se logró establecer que Luis trasladó a dos mujeres, una de ellas la menor de edad, a bordo de un taxi con el número económico 3257, con la finalidad de prestar servicios sexuales.

Policías Ministeriales observaron que una adolescente descendió del taxi e ingresó caminando al hotel, mientras el conductor del vehículo la esperaba en la esquina.

Al indagar al chofer de vehículo, este señaló que estaba esperando a la menor la cual estaba realizando un servicio sexual al interior del motel.

De inmediato y con el fin de salvaguardar a la persona menor de edad, policías ministeriales ingresaron a las instalaciones y lograron la detención de dos empleados de recepción, Pedro y Claudia, quienes están bajo investigación sobre su probable participación en proporcionar las facilidades y el acceso a personas menores de edad a prestar este tipo de servicios.

Tras realizar las primeras pesquisas, se pudo establecer que el taxista, Luis publicita a las personas menores de edad mediante la plataforma conocida como WhatsApp y en distintas páginas web.

El motel Kuiki fue asegurado por autoridades de la Fiscalía General de Quintana Roo, al igual que el vehículo tipo taxi y los teléfonos celulares de las personas que están bajo investigación.

Por tal motivo se inició la carpeta de investigación 2344/2019 por el delito de trata de personas con fines de explotación sexual.

Con estas acciones, la Fiscalía General de Quintana Roo deja claro que realizará todos los esfuerzos apegados a la legalidad, para proteger y salvaguardar a los ciudadanos, pero principalmente a la población más vulnerable como las personas menores de edad.