SOLIDARIDAD, QRoo, 6 de agosto de 2018.- La muerte de una persona, quien recibió disparos en el fraccionamiento Villas del Sol, en Playa del Carmen, generó un fuerte disturbio, cuando habitantes acusaron a elementos de la Policía Federal de supuestamente haber cometido este asesinato, en una situación que fue negada por la corporación.
Más de un centenar de habitantes enardecidos agredieron a los agentes de la Policía Ministerial, después del levantamiento del cuerpo y dañaron sus vehículos, así como los acorralaron en una vivienda, donde éstos tuvieron que realizar disparos al aire para retirarse del lugar.
El alboroto continuó durante varias horas y los vecinos, incluso, volcaron una caseta de la policía que se encuentra en dicho fraccionamiento.
Sobre estos hechos, el director general de la Policía Ministerial, Juan Carlos García Miranda informó que a las 17:40 horas de este lunes recibieron el reporte de un lesionado por arma de fuego y después se confirmó su muerte, en un camino de terracería, al final de Villas del Sol.
Las primeras versiones indicaron que en este caso perdió la vida un albañil, quien tenía un rifle en las manos y que aparentemente no acató la orden de los policías federales para  detenerse.
Los agentes ministeriales y peritos de la Fiscalía General del Estado (FGE) acudieron a realizar el procesamiento de la escena del crimen y en el lugar ya se encontraban aproximadamente 10 policías federales, quienes tenían acordonada la zona.
“Al estar llevando a cabo el procesamiento del lugar, la gente rompe el cerco del acordonamiento y se dirige hacia nosotros,  donde se tornan violentos, mencionando que a esa persona la habían agredido policías federales y es donde se denota una violencia hacia nosotros”, explicó Juan Carlos García.
De acuerdo a esa información, el personal de la FGE concluyó con el levantamiento del cuerpo, el cual fue retirado en una unidad del Servicio Médico Forense (Semefo) y después los agentes se dirigieron a sus patrullas, pero un aproximado de 150 personas los empezaron a agredir y los acorralaron.
Juan Carlos García reconoció que la gente gritaba que los iban a linchar y por este motivo los agentes se refugiaron en una vivienda y salieron por la puerta de atrás, realizando disparos al aire, al encontrarse en peligro, sin lesionar a nadie.
Por su parte, la Policía Federal negó categóricamente, en una tarjeta informativa, que sus elementos sean los responsables de provocar la muerte del individuo y señaló que acudieron por el reporte de detonaciones de arma de fuego y encontraron un cuerpo sin vida en la avenida Azulejos.
“Cabe aclarar que sobre la información que circula en redes sociales acusando a elementos de la Policía Federal de haber privado de la vida a la persona localizada, la Institución desmiente categóricamente dicha versión”, indica el reporte de la Policía Federal.
En tanto, las investigaciones continúan para establecer las circunstancias de la muerte de una persona que recibió varios disparos.