SOLIDARIDAD, Qroo, 10 de abril 2019.- Rolando Riquelme Gaspar, un joven de 15 años de edad, que vive en la popular colonia Colosio, de Playa del Carmen, observa detenidamente como el futuro se escapa frente a sus ojos, posterior a haber sufrido un ataque con armas blancas por parte de pandilleros este 6 de marzo y desde entonces no ha podido abandonar el Hospital General porque ha requerido hasta el momento cinco operaciones.
Rolando, quien es estudiante en la villa del DIF de Solidaridad, regresaba a casa después de jugar futbol, el miércoles 6 de marzo por la noche, cuando fue atacado sin motivo aparente por pandilleros de la colonia Colosio, quienes lo hirieron con arma blanca según relatan sus familiares:
“No sabemos que tuviera problemas con alguien, venía regresando de jugar y nos avisaron que lo habían apuñalado los pandilleros, es un muchacho tranquilo, va a la escuela y no se mete con nadie, no sabemos qué fue lo que pasó”, relataron.
Desde ese día, su familia se ha turnado para estar al pendiente del menor quien hoy requiere una nueva operación, ya que los esfuerzos del personal médico no han logrado los resultados óptimos para su recuperación e incluso se giró una solicitud pública para que la ciudadanía apoye donando sangre ya que no están permitiendo que los familiares donen de nuevo.
“Nos piden tres bolsitas más de sangre, de 400 y tanto (casi medio litro) de sangre, y ya no nos dejan dar a nosotros, por eso se pidió la ayuda de la gente, ya llevamos más de un mes al pendiente de nuestro muchacho, pero no termina de quedar bien y estamos preocupados”,manifestaron los familiares en el hospital.
Historias similares a la de Rolando son frecuentes en la colonia Colosio de Playa del Carmen debido a la presencia de grupos de pandilleros que al amparo de la noche realizan actos delictivos.