CANCÚN, QRoo, 9 de febrero de 2019.- El ex gobernador de Quintana Roo Roberto Borge Angulo, habló por primera vez de forma pública, desde su detención y proceso en México, y afirmó ser inocente y preso político de la administración del ex presidente Enrique Peña Nieto.
“Por primera vez haré uso de la palabra. Primero que nada, recordándole a la audiencia que el uno de diciembre del año pasado hubo un cambio de gobierno. En cuanto a mi situación, durante el tiempo en que se investigó por parte de la anterior administración de la PGR, hoy quiero manifestar que me declaro inocente, preso político de la administración anterior y hago responsable a la PGR, cuando fue dirigida por Raúl Cervantes, porque hubo motivos políticos”, declaró en una audiencia celebrada en el Centro de Justicia Penal Federal de Ciudad Nezahualcóyotl, Estado de México.
En ese contexto, Roberto Borge solicitó la ayuda del Fiscal General de la República de México, Alejandro Gertz Manero, para que sea revisado su caso.