·         Revisan cuentas a antecesora de AMLO en GDF
·         Distracción o el inicio de la venganza izquierdista
·         Otro aniversario de los sismos, y ¿el dinero apá?
#RosarioRobles #LaEstafaMaestra #MitosyRealidades #AMLOdefiendeARosario #DistracciónOvenganza #AniversarioSísmico #NoHayCuentasClaras #SindicatosMonopólicos #LibertadSindical #CompetenciaSindical #SantanderSismos
En un régimen autoritario el gobernante no combate la demagogia, sólo la controla
Daniel Cosío Villegas, 1998- 1976; economista, politólogo e historiador mexicano.
Por una parte, hay campañas periodísticas en contra de la Secretaria de Sedatu, Rosario Robles Verlanga, pero por la otra el equipo de transición de Andrés Manuel López Obrador solicitó a la Procuraduría General de la República información sobre las investigaciones que haya realizado la dependencia que administra interinamente Elías Beltrán, alrededor de la Sedesol y Sedatu con la experredista.
Rosario Robles, fue perredista y militó en las izquierdas durante muchos años. Llegó a ocupar posiciones importantes dentro de grupos socialistas y el liderazgo perredista. Posteriormente, fue jefa de gobierno en el entonces Distrito Federal, después de Cuauhtémoc Cárdenas; antes de Andrés Manuel López Obrador.
El equipo de AMLO, en aquella época se quejó del cochinero que les dejó en la administración, donde se destaca la expropiación del predio El Encino, que fue el motivo por el cual llevó al desafuero al ahora presidente electo. Incluso, al revisar la información, López Obrador revocó el decreto expropiatorio, pero por un desacato a un juez fue llevado ante un juicio en el Congreso.
Rosario Robles, en la administración de Enrique Peña Nieto, se convirtió en un personaje con el que pretendía rebasar por la izquierda a las izquierdas, pero especialmente a AMLO. Sin embargo, el proyecto político fracasó y todo quedó en una aspiración con hondas huellas en Sedesol y Desarrollo Urbano, donde se menciona que armó todo un tinglado con universidades con el objetivo de generar recursos sucios para campañas priistas. Esto se le dio en llamarse la “Estafa Maestra”.
Sin embargo, nada inculpa directamente a Rosario Robles. Las pesquisas son de fuego amigo; dentro de los priistas que se vieron desplazados por la experredista y les quitaron de sus manos miles de millones de pesos que les sirven de lucimiento personal y político.
El equipo del presidente electo, pidió información y lo que tiene hasta el momento es un “chismerío” donde algunos voceros de la insurgencia periodística en sus juicios precipitados ya exigen sentencia contra Robles y varios de su equipo.
Entrevisté personalmente al secretario actual de Sedesol, Eviel Pérez Magaña. Le pregunté sin apasionamientos partidistas si Rosario había cometido algún delito en su paso por esa dependencia. Respondió que, hasta la información que tenía en ese momento, un “¡no!” categórico.
Por ello, AMLO afirma que el caso de Rosario es una distracción a los problemas graves que tiene el país. La información que debe tener hasta el momento, lleva a ese destino. Quizá haya más de fondo, pero es claro que lo que existe hasta el momento no incriminan a Robles. Y, reitero, podrá haber un mar de fondo, pero hasta el momento no hay nada concreto.
Sin embargo, en el coliseo de San Lázaro claman carne para los leones, ávidos de venganza. Rosario es una izquierdista destacada que le dio la espalda a su tribu, después que ésta la abandonó.
PODEROSOS CABALLEROS: La próxima secretaria de Trabajo, Luisa María Alcalde, propondrá habilitar la competencia entre los sindicatos a fin de que existe la libertad entre los trabajadores para elegir quien los represente. Esta es una propuesta realmente novedosa. Siempre se le dio a los sindicaos una llamada “toma de nota” a fin de que el gobierno reconociera su legitimización. De esa manera, los sindicatos se convertían en monopolios y el trabajador no tenía opciones. Era simplemente el “sindicato único” de una empresa o, incluso, de un sector entero. La libertad de elegir es la clave del desarrollo de un país. Los sindicatos no deben ser propiedad de un líder, ni mucho menos un negocio de familias. *** Hoy se cumplen 33 años de los sismos de 1985 y 1 año de los ocurridos el año pasado. Pese a que fueron importantes las pérdidas de vidas y materiales del ocurrido el año pasado, es muy claro que podrían haber sido mayores. Aprendimos, pero aún la corrupción aniquila vidas en la Ciudad de México, así como en los estados de Tlaxcala, Guerrero, Oaxaca, Chiapas y Guerrero. Hace falta mucho por aprender para disminuir el número de víctimas. Ah, a propósito, y de los recursos captados para la reconstrucción, decenas de miles están desaparecidos.
RESPONSABILIDAD SOCIAL CORPORATIVA: Banco Santander México, que lidera Marcos Martínez, entregó 504 viviendas y rehabilitó nueve aulas escolares, en beneficio de poco más de 5,800 damnificados por los sismos ocurridos en septiembre de 2017 en seis entidades.
poderydinero.mx
[email protected]
@vsanchezbanos