CIUDAD DE MÉXICO, 17 de enero de 2020.- En su visita a Oaxaca, el presidente Andrés Manuel López Obrador insistió que ya se tomó la decisión sobre el avión presidencial: “se vende, se renta o se rifa, pero yo no me voy a subir”.

En la inauguración del camino rural San Antonio Sinicahua, en Oaxaca, reconoció que se generó polémica tras anunciar cinco opciones sobre qué hacer con el avión presidencial, entre las que está una rifa a través de seis millones de cachitos de 500 pesos.

“No puede haber Gobierno rico y pueblo pobre. ¿Por qué nos cuesta trabajo venderlo? Porque no hay quien lo compre, no lo tiene ni Donald Trump; está valuado en dos mil 500 millones de pesos, tiene para 280 pasajeros, pero lo adaptaron para transportar 80.

“Eso sí… salas de juntas, restaurante, alcoba; es una palacio para los cielos y una ofensa para el pueblo de México y será para comprar equipo médico. Todo esto significa ahorro, muchas cosas. Si yo vengo a la Mixteca en helicóptero, ¿cuándo me daré cuenta de cómo están los caminos? Nunca”, detalló López Obrador.

Este viernes, en la conferencia mañanera, el Presidente de México anunció cinco opciones para la “lamentable historia del avión presidencial”, entre las que está una rifa a través de seis millones de cachitos de la Lotería Nacional, cada uno con un costo de 500 pesos.

Destacó que se trata de una de las opciones que existen, pero será la gente quien decida, incluso si mañana mismo aparece un comprador, se vende la aeronave.

Las 5 opciones:

1.- Que haya un solo comprador, lo que se inició desde hace un año con el acompañamiento de la ONU. El avalúo de la ONU es de 130 millones de dólares (mdd), había dos compradores en el extranjero pero no se animaban, posiblemente porque supieron que regresa el avión al día siguiente hubo ofrecimiento de los dos, uno ofrece 125 mdd.

2.- Que ya formalmente se le dio a conocer a Estados Unidos que estamos solicitando que se lleve a cabo un intercambio, que se entrega el avión a cambio de que nos den el equivalente del dinero en equipos médicos: ambulancias, tomógrafos, equipos de Rayos X, etc. para hospitales públicos, que serían los 130 mdd.

3.- La venta a empresas en 12 partes. En esto se avanzó y hay dos ofrecimientos, corresponde como a 11 millones de dólares por empresa, como una sociedad.

4.- Que se rente por horas, que lo administre la Fuerza Aérea y hay un precio por hora. Hay un solo avión así en el mundo que se renta así, al parecer en 70 mil dólares la hora. Aquí se ofrecería a quienes quisieran usarlo para cualquier actividad, tiene capacidad para 800 horas al año, cuidándolo y con el mantenimiento que necesita. La operación si lo tiene la Fuerza Aérea resulta a 15 mil dólares la hora, eso es el costo pero que habría que agregar el pago que se tiene que ir haciendo por el deterioro.

5.- Una rifa de a 500 pesos en seis millones de cachitos de la Lotería Nacional. “No es fácil porque si un Presidente no usa el avión, ¿qué empresa lo va a usar? ni los más ricos o extravagantes usan esos aviones. Ni Obama, con todo respeto al presidente, pero tampoco las empresas”, manifestó López Obrador.