Atención

Con el propósito de ofrecer una mejor experiencia dentro de nuestro sitio web, le sugerimos que actualice su navegador, ya que usted cuenta con una versión de internet explorer antigua, que ya no tiene soporte por parte de microsoft y que representa un riesgo de seguridad para usted.

Sigue nuestra transmisión en vivo.
Click para seguir la transmisión
x
Foto: Cancún

Usan redes sociales para reclutar cuidadores de casilla

Manuel Sánchez/Quadratín Quintana Roo
 
| 19 de mayo de 2018 | 16:51
 A-
 A+

CANCÚN, Q.Roo.  19 de mayo de 2018.- Las redes sociales, principalmente Facebook, están siendo utilizadas por varios partidos políticos en Quintana Roo para reclutar a ciudadanos que participen como cuidadores de casilla en la jornada electoral del próximo 1 de julio, para lo cual ofrecen un pago desde 500 hasta dos mil pesos.

Por ejemplo, en varios grupos públicos y cerrados se pueden ver anuncios donde supuestos simpatizantes partidistas solicitan personas interesadas en trabajar el día del proceso electoral.

A cambio, ofrecen un pago en efectivo, comida y una tarjeta de recarga telefónica de 100 pesos, pidiendo como único requisito proporcionar copia de la credencial de elector vigente.

En dichas publicaciones, el Partido Acción Nacional (PAN) ofrece pagar 500 pesos por persona, pero hay comentarios que afirman que otras instituciones políticas están realizando la misma práctica con pagos de hasta dos mil pesos, ejemplificado el ocaso del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

También se menciona que otros partidos políticos, como el PES, ofrecen menos de 500 pesos por realizar la misma actividad durante las elecciones.

De acuerdo al Instituto Nacional Electoral (INE), los representantes generales y de casillas, conocidos popularmente como cuidadores de casilla, son personas designadas por los partidos políticos para ejercer la función de representación del instituto político en la mesa directiva para vigilar que la jornada transcurra con tranquilidad y se respete la legalidad, siendo que todos los partidos están obligados a reportar los gastos que se generen por dichos servicios.