MÉRIDA, Yuc., 28 de octubre de 2020.- ¡Es un trauma vivir entre agua!, así lo expresó el señor Gerónimo, habitante de la comisaría de Xcunyá, una de las localidades de Mérida en las que su población lleva 22 días viviendo entre agua estancada.

Xcunyá se ubicada a 15 kilómetros al norte del centro de la capital yucateca y es una de las comisarías que han sufrido los estragos de las lluvias constantes que dejaron los últimos fenómenos meteorológicos.

Hoy, el señor Gerónimo vive con un choque emocional. Todos los días despierta, se baja de su cama y recuerda que no es un sueño, lo primero que debe hacer es colocarse sus botas de hule; camina por las habitaciones, desde la cocina, el baño, la recamara, hasta el patio, todas ellas inundadas, y así se ha acostumbrado a vivir durante estas últimas semanas.

Más información en Quadratín Yucatán

Únete a nuestro grupo para que siempre estés enterado de lo más importante

https://chat.whatsapp.com/L4XbFlko4uB7ZvdmLBDv2f