OTHÓN P. BLANCO, QRoo, 7 de septiembre de 2018.- Será decisión de la XV Legislatura del Congreso del Estado si se aprueba o no la reciente prórroga por 10 años más a las empresas que brindan el servicio del transporte público en Cancún, que se aprobó en Sesión de Cabildo y que costó el cese de Francisco Amaro de la dirección municipal de Transporte.
El presidente de la Comisión de Comunicaciones y Transportes del Congresos del Estado, Fernando Zelaya, indicó que si un gobierno municipal otorga la concesión de algún servicio que exceda el límite del periodo constitucional de dicha administración, debe contar con la aprobación de los diputados, según el numeral 177 párrafo II de la Ley de los Municipios del Estado de Quintana Roo.
Ante la prórroga, Fernando Zelaya aclaró que tanto el acta de la sesión como el contrato de concesión aprobado, deberá ser turnado a la Legislatura para analizar si conviene a la ciudadanía.
“Nos tocará decidir si se otorga o se niega la decisión del Cabildo del Ayuntamiento de Benito Juárez”, aseguró.
En este contexto dijo que más allá de cualquier posición respecto a la decisión tomada por los regidores de Benito Juárez, considerarán primero el sentir de la ciudadanía.