CANCÚN, QRoo, 21 de junio de 2018.- El cuerpo sin vida de un joven, con las manos amarradas y con impactos de bala, fue localizado en la entrada de un bar que se encontraba cerrado, en la avenida López Portillo, en el centro de Cancún.

Las primeras investigaciones señalaron que el asesinato fue cometido en agravio de un joven, de aproximadamente 22 años de edad, quien hasta el momento no ha sido identificado.

El cuerpo sin vida fue bajado de un vehículo, amarrado de pies y de manos, para después ser colocado en la entrada del bar Solid, el cual se encuentra cerrado desde hace varios meses, debido a otro asesinato que se cometió en ese establecimiento.

De acuerdo a un testigo, dos sujetos dejaron el cuerpo en la entrada del bar, ubicado en la céntrica Supermanzana 69. Uno de ellos realizó disparos contra la víctima, en una situación que fue reportada a las corporaciones policíacas y ya está siendo investigada.