Atención

Con el propósito de ofrecer una mejor experiencia dentro de nuestro sitio web, le sugerimos que actualice su navegador, ya que usted cuenta con una versión de internet explorer antigua, que ya no tiene soporte por parte de microsoft y que representa un riesgo de seguridad para usted.

Sigue nuestra transmisión en vivo.
Click para seguir la transmisión
x
Foto: Especial

Denuncia Pérez Abarca a policías que lo sacaron de la base de Cancún

Alfonso Alcocer/Quadratín Quintana Roo
 
| 05 de noviembre de 2018 | 20:22
 A-
 A+

CANCÚN, QRoo, 5 de noviembre de 2018.- El encargado de despacho de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito de Benito Juárez, Jesús Pérez Abarca, presentó una denuncia contra los policías que lo sacaron a empujones de las instalaciones de la corporación, durante una manifestación y paro de labores, al acusarlo de supuestos malos tratos.

En tanto, el secretario estatal de Seguridad Pública de Quintana Roo, Jesús Alberto Capella, informó que Jesús Pérez Abarca presentó una denuncia por delitos contra el buen despacho de la administración pública, motín, sedición y lo que resulte.
De la misma manera, el director del C-2, Maximiliano Pérez Rivadeneyra, quien también fue sacado a empujones de la corporación, presentó denuncia ante el Ministerio Público.
“Las imágenes tan lamentables que hemos visto del daño que se le pretendió hacer al mando policial, Jesús Pérez Abarca, tampoco quedarán impunes”, indicó Capella, en un video que fue difundido por la Secretaría de Seguridad Pública de Quintana Roo en Twitter.
Dijo que la disciplina, la honestidad, la eficiencia en el ejercicio policial no está para negociarse con nadie.


Según Capella la manifestación de los policías se debe a las acciones que se están realizando para erradicar la corrupción;
“Para, de una vez por todas, poner orden al lamentable desastre institucional que ha caracterizado a la Secretaría de Seguridad Pública municipal y, especialmente, en el manejo y en el ejercicio de los policías de este municipio (Benito Juárez) que ha impactado enormemente en la paz y tranquilidad de los cancunenses”, agregó.
El funcionario estatal hizo un llamado para que los policías se pongan a trabajar y si no lo hacen, tendrán consecuencias, en situaciones de carácter administrativo, legal, laboral y del orden penal, en el caso de quienes participaron en la agresión al mando policial, advirtió.
Reiteró que la vigilancia está garantizada con elementos de las distintas corporaciones policiales y militares y confirmó que tras haber hablado con el titular de la Comisión Nacional de Seguridad, Renato Sales Heredia, y con el comisionado general de la Policía Federal, Manelich Castilla Craviotto, vendrá un contingente para resguardar Cancún, además de los 700 elementos de la Gendarmería y Seguridad Regional que ya operan en la zona.