LÁZARO CÁRDENAS, QRoo, 19 de agosto de 2018.- Al suspender una asamblea extraordinaria por falta de quórum, convocada para aclarar presuntos malos manejos de los dirigentes, varios socios que asistieron se inconformaron y estalló la violencia en el Sindicato de Taxistas David Gustavo Gutiérrez, de la comunidad de Nuevo Xcan, municipio de Lázaro Cárdenas.
Uno de los taxistas golpeó con el puño al esposo de la tesorera y se armó la gresca a causa de las tensiones al interior del gremio por las quejas del manejo del dinero de los socios tras la renuncia de la tesorera Rosa María Ay Ay, quien acusó al dirigente, Tomás Cantoberry Cupul Ayil, de malos manejos.
A su vez, el dirigente señaló que ella le había exigido una placa para su hija, a lo que no accedió, razón por la cual exigió su salida.
Nuevo Xcán está situada en el municipio de Lázaro Cárdenas, donde se citó a los taxistas para la asamblea y solo llegaron 53 socios de 207 que hay en total. Se requería de 146 o las dos terceras partes.


Ante la suspensión, surgieran las acusaciones cruzadas y los golpes, luego de que Porfirio Calderón Córdova, esposo de la tesorera, quien pretendía detallar los malos manejos de recursos por parte del secretario general, fue confrontado por el socio Renán Canché Dzul, quien señaló que él no tenía nada qué hacer en la reunión e incluso le asentó un golpe en la cara. La acción generó un zafarrancho.
Jorge Alberto Uitzil Kooh, secretario de Conflictos, dijo que el esposo de la tesorera no debía estar en la reunión y si le pegaron fue su responsabilidad.