CANCÚN, QRoo, 22 de octubre de 2021.- El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Quintana Roo hace un llamado urgente a las mujeres de entre 40 a 69 años que no se realizaron su mastografía en el 2020 con motivo de la pandemia por Covid 19, a que acudan a los servicios de medicina preventiva de su Unidad de Medicina Familiar (UMF), una pequeña anormalidad puede evolucionar en el transcurso de dos meses hacia una forma maligna.

En el marco del Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer de Mama que se celebró el día 19 de octubre, el coordinador auxiliar médico en salud pública del IMSS, doctor Margarito Olán, señaló que en el Instituto se lleva a cabo durante todo el presente mes actividades para promover la detección oportuna de esta enfermedad que sigue siendo la primera causa de muerte de mujeres en nuestro país.

 “Las enfermedades oncológicas pueden evolucionar muy rápido, y durante este tiempo de la pandemia, los casos sospechosos pudieron desencadenar a una forma franca de cáncer de mama”, expresó.

“Por eso es importante que cualquier hombre o mujer que haya dejado de lado su chequeo preventivo durante el 2020 acuda a sus revisiones de rutina anuales. Principalmente a partir de los 25 años en algunos casos”, mencionó el doctor.

“Las mujeres que se encuentran en el grupo prioritario para la detección de cáncer de mama son de 40 a 69 años, pero en el grupo de 50 a 69 la presencia de cáncer es aún más frecuente, por lo que reviste mayor importancia que si una mujer está en ese grupo de edad y en el 2020 no se realizó su mastografía, en este mes acuda para que pueda tener una detección oportuna de cáncer”, resaltó.

Margarito Olán recomendó que acudan a su Unidad de Medicina Familiar (UMF) y recordó que en este estado el Instituto tiene módulos permanentes que laboran durante toda la semana, durante todo el día, tanto de servicios médicos como de servicios preventivos.

Finalmente, mencionó la importancia del autocuidado, ya que la mayoría de las veces el primer signo de alarma surge de una autoexploración, una pequeña bolita en el seno, un pequeño sangrado que ameritan una revisión médica profesional oportuna, puede ser el detonante para una curación exitosa.