TOLUCA, Edomex., 09 de mayo de 2018.- La Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJ) descartó móviles políticos en dos de los tres homicidios de políticos ocurridos en este 2018; en el caso del pesista Adiel Zermann Miguel, fue robo, y del priista Francisco Rojas San Román se trataría por temas de negocio.

En entrevista, el titular de la FGJ, Alejandro Jaime Gómez Sánchez, reveló las últimas investigaciones obtenidas tras las agresiones a precandidatos y candidatos a alcaldes, que en esta elección suman nueve.

Por una parte, Gomez Sánchez dio cuenta que han identificado a dos de cuatro personas relacionadas con el asesinato de Zermann Miguel, quien fue privado de la vida para robar su casa; en las próximas horas se liberarán órdenes de aprehensión.

“No obstante estas personas acudieron al domicilio, trataron de entrar, incluso envenenaron a un perro, cosa que ya está acreditado y bueno ya no pudieron ingresar al domicilio, aparentemente tenemos entendido porque algunos vecinos se habrían percatado de esta situación y entonces prefirieron mejor darse a la fuga”, indicó.

“Se descarta contundente el móvil de carácter electoral, el móvil de este crimen, es un móvil de robo”. El encargado del Ministerio Público mexiquense, aseguró que Rojas San Román habría sido asesinado derivado de negocios, aunque continúan con las investigaciones para descartar el móvil político, definitivamente.

Reveló que detuvieron recientemente a un segundo implicado, aunque aún no presentan avances por un tercero, por quien emitieron una recompensa de 500 mil pesos, a quien esperan capturar para dar con el autor intelectual del crimen.

“Me aventuraría a decir que no es un tema de carácter electoral tampoco, sino más bien de los negocios que el candidato Rojas habría tenido con diversas personas, y es muy probable que en alguno de estos negocios pues quedó mal él o tuvo una diferencia con la persona con la cual tenía este intercambio de negocios”, concluyó.